Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipi Suspend isse ultrices hendrerit nunc vitae vel a sodales. Ac lectus vel risus suscipit venenatis.

Amazing home presentations Creating and building brands

Projects Gallery

UDO / Asistencia  / La ozonoterapia, la panacea del dolor lumbar
UDO ozonoterapia

La ozonoterapia, la panacea del dolor lumbar

El dolor lumbar es muy frecuente en la población y disminuye la calidad de vida de los pacientes que lo sufren. En los últimos años, la ozonoterapia ha emergido como tratamiento alternativo debido a su efecto antiinflamatorio y analgésico. La ozonoterapia es fiable y efectiva para el tratamiento de una hernia de disco lumbar, el dolor radicular y de espalda mecánico debido al dolor lumbar.

La eficacia y seguridad de la ozonoterapia para reducir el dolor lumbar a corto y largo plazo es muy elevada. En UDO Valencia, al día del variado abanico de herramientas para tratar el dolor, el uso del ozono está cada vez más presente. El Ministerio de Sanidad se une a esta apuesta y ha incluido la ozonoterapia en la cartera de servicios de las unidades del dolor.

El doctor José Miguel Esparza Miñana explica los efectos de este tratamiento y las tres formas que hay de administrar el ozono. Asegura que en UDO Valencia, la ozonoterapia se emplea en patología lumbar ya que “está ampliamente demostrado su beneficio”. En relación a las dosis, en dosis bajas ejerce un efecto modulador del sistema inmune.

Se utiliza en aquellas enfermedades en las que se sospeche el compromiso del sistema inmunológico. Las dosis medias son un estimulador del sistema de defensa antioxidante y de gran utilidad en enfermedades crónico degenerativas. A dosis altas, se emplea especialmente en el tratamiento de úlceras o heridas infectadas.

¿Qué ventajas aporta el tratamiento?

En UDO, la apuesta por la ozonoterapia es firme gracias a los beneficios en musculatura paravertebral, en periradicular, en epidural y en discal. Su abanico de ventajas es amplio y variado: no existen reacciones alérgicas o anafilácticas tras su aplicación y sí existe la posibilidad de repetir el tratamiento. Conlleva un menor riesgo de infecciones, debido a las propiedades germicidas que posee el ozono.

La posibilidad de usar una aguja más fina convierte a la situación en menos traumática para muchos pacientes. Las molestias
postinfiltración duran de dos a tres días, un periodo de tiempo breve. La ozonoterapia también posee unos beneficios que otros métodos como los corticoides no tienen. El oxígeno-ozono médico no debilita tendones ni ligamentos.

No existe la posibilidad de que se de artropatía por cristales, ni facilita la destrucción articular, ni favorece la necrosis avascular. El ozono se puede infiltrar en campos infectados y no interfiere con otras patologías médicas como la diabetes, obesidad, gastropatías, insuficiencia renal o insuficiencia hepática. Tampoco posee límite en el número de aplicaciones.

Sin comentarios

Responder